Una Vida de Estudio

Como este estudio llega a su fin, oro para que haya despertado en nosotras un deseo y gran entusiasmo de profundizar en la Palabra de Dios y crecer en el conocimiento de nuestro Salvador.

Hemos sido bendecidas con el acceso a muchas herramientas gratuitas, incluidos libros, comentarios y sermones, que pueden ayudarnos en nuestros estudios. Aprovechemos al máximo estos regalos.

Aquí, algunas cosas para recordar:

Siempre comienza con tus propias observaciones. Usa las preguntas que has aprendido al comienzo de este estudio para ayudarte a extraer la mayor cantidad de información posible de los pasajes. Incluso podría ser útil tener esas preguntas escritas y guardadas en tu Biblia para que las puedas consultar fácilmente hasta que surjan naturalmente.

A la hora de estudiar nuestras Biblias, necesitamos recordar que el texto tiene una sola interpretación pero muchas aplicaciones. Es nuestra tarea descubrir su significado lo mejor que podamos, por lo que estudiar la Palabra de Dios puede ser un trabajo duro. 

“Estudio mi Biblia como recojo manzanas. Primero, sacudo el árbol entero para que caigan las más maduras. Luego sacudo cada rama y cuando haya sacudido toda rama, sacudo cada gajo y cada brote. Luego observo debajo de cada hoja … Detente en cada versículo de la Escritura y sacude, por así decirlo, cada rama del mismo, para que en lo posible, al menos alguna fruta pueda caerse”. – Martin Lutero

Una vez que hayamos escrito tantas observaciones como fuera posible, realizado el trabajo de interpretación, examinado algunos comentarios y discutido el significado del pasaje con otros creyentes, podemos encontrar formas de aplicar lo que hemos aprendido a nuestras circunstancias y a nuestro mundo. Estudiar nuestras Biblias no solo debe llenarnos con más información, sino que también debe conducirnos a una transformación. Debemos aplicar a nuestras vidas lo que aprendemos.

Jerry Bridges escribe:

“Mientras examinamos las Escrituras, debemos permitir que ellas nos examinen a nosotras, para juzgar nuestro carácter y conducta”.

La Palabra de Dios es un tesoro, pero no siempre la reconocemos como tal. ¿Cómo cambiar nuestro pensamiento? ¿Cómo poder valorarla más que cualquiera de nuestras otras posesiones? Se logra cuanto más nos involucramos con ella. Cuanto más la leamos, la estudiemos, escribamos sobre ella, oremos y la memoricemos, más la valoraremos y veremos que vale la pena.

Aquí hay algunas herramientas de estudio que nuestro equipo ha encontrado valiosas y útiles en nuestro estudio de la Palabra de Dios. Algunas de estas son gratuitas y otras están disponibles a través de Amazon u otros libreros.

Comentarios y otros recursos:

https://www.preceptaustin.org/ – Un montón de buenos artículos y herramientas de estudio de la Biblia

Studylight – Otro gran recurso para comentarios y herramientas de estudio.

Blue Letter Bible – Comentarios, traducciones y léxico griego y hebreo

● Aquí una lista de artículos que podría ser útil para aprender más sobre el estudio de la Biblia

Bible Study Tools – Tiene comentarios maravillosos, diccionarios, concordancias y léxicos para usar de forma gratuita, así como otras herramientas que pueden ser de ayuda

Grace Bible Church – Ofrece estudios bíblicos inductivos gratuitos para descargar

Theology For Women – Teología para mujeres, de Wendy Alsup

Women of the Word – Mujeres de la Palabra – por Jen Wilkin

Disciplines of a Godly Woman – Disciplinas de una mujer piadosa – por Barbara Hughes

Treasure of David – Tesoro de David – Comentario de Spurgeon sobre los Salmos

(La mayoría de ellos en inglés, pero puedes buscar en google si algunos tienen su versión en español)

La mayoría de nosotras no nos conocemos, vivimos en distintas partes del mundo, experimentamos diferentes culturas y hablamos diferentes idiomas, pero todas tenemos dificultades y luchas similares. No nos conocemos ahora, pero a partir de algún día pasaremos la eternidad juntas. Oremos las unas por las otras para que lleguemos a adorar, más que a cualquier otro libro en la tierra, la Palabra de Dios y, en consecuencia, al Dios de la Palabra.

Mirando a Jesús

Jen

__________

Una vez más ha sido un honor pasar esta seis semanas junto a ustedes compartiendo la Palabra De Dios y equipándoles pata un mejor entendimiento de la misma!

Recuerda nada te hace crecer más que el tiempo que pasas junto a Dios, profundizando en Su Palabra.

Te esperamos en nuestro próximo estudio

“Ha Resucitado”

Como el poder de la Resurrección cambió todo!

Síguenos en nuestras redes sociales y comparte en nuestros grupos de estudio

https://instagram.com/amaadiosgrandemente?igshid=1dfpmrvpzvojy

https://m.facebook.com/AmaaDiosLGGespanol/