Escogiendo Cultivar

  Nadie quiere que le digan que es perezoso o ser visto como tal. Leyendo los versículos de hoy podemos pensar: “Esto no tiene que ver conmigo. Soy muy trabajadora.” Pero mientras estaba preparándome y orando sobre lo que Dios quería que compartiera hoy, mi mente siempre traía la palabra “alma.” El alma del perezoso…

Un llamado a amar a nuestros enemigos

En Proverbios 25:21, Salomón, que es conocido como “el hombre más sabio que jamás ha vivido”, nos da la pauta de cómo amar a las personas bien y de lo que verdaderamente significa ponerlo en práctica en nuestras vidas. Él desafía a los creyentes diciendo que somos llamados no solo a amar a nuestros amigos,…

Escogiendo Edificar en lugar de derribar

Ninguna mujer en su sano juicio querría derribar su familia con sus propias manos o ser descrita como una vergüenza o como pendenciera. Sin embargo, todos los días tengo una opción para edificar mi familia o para derribarla con mis palabras, mis acciones y mis opciones. Recuerdo una de las primeras peleas  con Dirk y…

Una Mujer Sabia habla el Evangelio

  Poder hablar es un hermoso don. Nos distingue del resto de la creación. Nos permite comunicarnos con otros, orar y alabar a Dios y, como William Stevens dijo una vez, la capacidad de hablar nos “une a los seres celestiales”. Pero, como todas las cosas tocadas por el pecado, hemos tomado este hermoso regalo…

Cuando crees mentiras en lugar de creer la verdad

Con lágrimas bajando por su cara, una de mis hijas entró corriendo a mi cuarto de baño una mañana, mientras me estaba arreglando. Enterrando su cabeza en mi pecho, exclamó, “¡Mami, haz que pare! ¡Fulana y Mengana no están diciendo palabras amables! Ella me llamó por un nombre que hirió mis sentimientos. No soy una _______. ¡Ella está mintiendo!” Hablar…

Sabiduría al Hablar

  Lo dije, y ya no podía devolver mis palabras. En el calor del momento (un día muy demandante, lleno de cosas y en el que había dormido muy poco), había bajado la guardia y la ira se acomodó en mi corazón y salieron palabras que inmediatamente me hicieron arrepentir. ¿Y el recipiente de esas…