MIEDO AL PERDÓN

Soy una chica tranquila que siempre ha deseado una vida tranquila. Amo la certeza y la estabilidad. Amo la vida libre de drama, conflicto y caos. Las reglas solían ser simples: No te metas conmigo y no me meteré contigo. Sin embargo, renacer en la familia de Dios cambia todo eso. Debido a que el …

Y después de la batalla… ¡sigue firme!

Soy una madre de tres hijos. Cuando eran pequeños, por más que les dijera que fueran amables y compasivos, ellos encontraban la manera de recordarme que Dios los había hecho NIÑOS. En su mundo, los palitos se convertían en espadas. Las tapas de las ollas eran escudos de batalla. Y nadie tuvo que enseñarles tampoco …

Él mueve montañas

Pasé muchas, muchas mañanas en mi asiento en la iglesia. Solía sentarme, inquietarme y menearme. Algunos domingos estaba tan cansada de levantar a todos, alimentarlos, vestirlos y salir de la casa que dejaba caer mis pesados párpados. Solo por un minuto. Algunos años después, en mi nuevo viaje a la iglesia, Dios encendió un fuego …