Tienes un amigo fiel

Una de mis canciones favoritas de todos los tiempos es “Tienes un amigo” de James Taylor. Si la balada aparece en la radio, inmediatamente subo el volumen y me pongo a cantar. Me encanta la letra de la canción, pero la verdad de esas palabras no siempre ha resonado en mi vida real. Me gustaría poder cerrar literalmente los ojos y pensar en un amigo cuando estoy deprimida y preocupada y ver cómo alguien viene corriendo a echarme una mano ayudadora.

Es una gran teoría, pero una expectativa poco razonable. La verdad es que a veces “llamo a un amiga” para que me dé la respuesta a mis problemas, y como es una mujer agobiada me envía un mensaje de texto dos días después con la respuesta. Mis amigas están lidiando con niños pequeños enfermos, padres mayores frágiles de salud y montones de ropa para lavar. No soy la única persona abrumada por los problemas.

Y, francamente, seamos sinceras, algunas amigas son geniales en las citas de café y las fiestas de karaoke, pero si de repente ya no eres el alma de la fiesta, no saben cómo lidiar con tu dolor. Las amigas de días soleados no pueden hacer frente a la lluvia repentina, por lo que optan por no decir nada o incluso aparecer con un paraguas. Atravesar una temporada de dolor nos enseña que algunas personas son amigas solo durante los tiempos templados.

¿Has aprendido esta triste lección? Tal vez contabas con que alguien te ayudara a recoger los pedazos, y terminaste solo con más dolor. Hermana, el Señor Jesús sabe cómo te sientes. Él murió en una cruz cruel, y todos Sus amigos huyeron. Nadie entiende la traición y la pérdida más que nuestro Salvador. Puedes compartir tu decepción con Él y confiar en que contará todas tus lágrimas (Salmo 56:8).

Tienes un amigo fiel en Jesús. Él nunca te dejará ni te abandonará. Puedes decir confiadamente: «El Señor es el que me ayuda; no temeré. ¿Que podrá hacerme el hombre?».”
‭‭Hebreos‬ ‭13:6‬ ‭NBLA‬‬

Tu sacrificado Salvador nunca está demasiado ocupado para atender tus necesidades. Él puede resolver tus problemas, y siempre traerá vida sobre ti.

Jesús será para siempre ese amigo verdadero que “está más cerca que cualquier hermano” (Proverbios 18:24). Puedes clamar Su poderoso nombre en este mismo momento, dondequiera que estés, y confiar en que Él está contigo. Sea invierno, primavera, verano u otoño, todo lo que tienes que hacer es llamarle. Tu Ayudador vendrá ciertamente con Su consuelo para iluminar incluso tu noche más oscura.

Lyli

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .