Y después de la batalla… ¡sigue firme!

Soy una madre de tres hijos.

Cuando eran pequeños, por más que les dijera que fueran amables y compasivos, ellos encontraban la manera de recordarme que Dios los había hecho NIÑOS.

En su mundo, los palitos se convertían en espadas. Las tapas de las ollas eran escudos de batalla. Y nadie tuvo que enseñarles tampoco cómo hacer esos increíbles efectos de sonido. Es como si hubiesen nacido con ellos. Y aunque ahora esos pequeños han crecido y son adolescentes (los años realmente son cortos, mamá), algunas cosas nunca cambian.

El tema era siempre el mismo.

Había un lado oscuro y un lado bueno.

El bien versus el mal.

Y en una buena noche – si todo iba bien- entonces el heroísmo verdadero brillaba y ellos rescataban a su pequeña hermana de los malos.

Parecía que nunca se quedaban sin historias para representar. Incluso si los chicos malos habían sido vencidos la noche anterior, algún otro desafío aparecería para tomar el lugar del anterior. Pero de alguna manera ellos estaban listos.

Ellos sabían que habría una batalla, y que debían estar preparados para mantener firme su posición. Y sin fallar, los chicos buenos siempre ganaban.

_____________________

En Efesios, se nos recuerda de otra batalla que se está librando mientras hablamos. Pero esta no es una batalla imaginaria para atacar con palitos como espadas o tapas de olla para usar como escudos. Es la verdadera guerra entre el bien y el mal, y Satanás está usando sus armas estratégicamente para distraer, tentar, mentir y rugir en nuestros lugares más sagrados en un intento de devorar nuestra misión.

Nos distrae con mucha astucia para que no nos vistamos con nuestra armadura espiritual diaria. Nos dice que somos demasiado débiles para luchar. Se mete con nuestras mentes y nos convence de que comparemos nuestras vidas con otras para que estemos insatisfechas, dependamos demasiado de nuestras emociones, deseemos la aprobación de los demás, incluso si eso significa transigir, y luchar con el lugar de donde proviene nuestra confianza y nuestro valor. Conoce nuestro punto débil, cuándo estamos inestables, temerosas y llenas de ansiedad (y oh, será mejor que creas que él lo sabe), y trata de vencernos donde somos vulnerables.

Efesios 6 nos recuerda que con Satanás no podemos ser solo espectadoras en la batalla.

Amigas, es la hora de armarnos- recordar en qué lado nos encontramos y luego de manera inteligente prepararnos para la batalla.

Mostrémosle a Satanás que armadas con la fuerza de Cristo somos tenaces, determinadas y enfocadas y que estamos listas para levantarnos si es necesario.

¿A qué verdades prácticas puedes aferrarte en medio de la batalla como una hija del Rey?

● Recuerda que tu victoria está asegurada por medio de Cristo! (1 Corintios 15:57), la muerte ha sido vencida, y no hay poder en el infierno que pueda detener el alcance que Jesús tiene para ti.

● Recuerda que el poder que levantó a Jesús de la muerte vive en ti! ( Romanos 8:11)

● En tu debilidad, Él es fuerte. (2 Corintios 13:9-11) Nada que venga como un ataque a tu vida es difícil para Dios. (Jeremías 32:17)

● Resiste al diablo y él HUIRÁ de ti. (Santiago 4:7) Reconoce sus trucos, habla la verdad ante sus mentiras, aléjate del pecado y Satanás se alejará porque eres limpia por la sangre de Cristo. Tienes una carrera que correr en esta generación.

● Las flechas ardientes pueden venir, pero no pueden destruirte. “estamos atribulados en todo, mas no angustiados; en apuros, mas no desesperados” (2 Corintios 4: 8).

No tenemos que dejarnos tomar por sorpresa. Podemos estar preparadas. Sabemos que habrá conflictos, pero podemos escoger ser intencionales y determinadas en la pelea. Con el poder de Dios de nuestro lado, PODEMOS pararnos firmemente en nuestro terreno.

¿Y en cuanto a esa batalla?

Sabemos Quién la ha ganado ya.

“Por tanto, tomad toda la armadura de Dios, para que podáis resistir en el día malo, y habiendo acabado todo, estar firmes. Efesios‬ ‭6:13‬

A Sus pies,

Whitney

__________________

Conversemos : en qué área de tu vida necesitas usar la armadura, plantarte y afirmarte en la Fe?

Comparte con nosotras, y nuestro equipo estará dispuesto a orar por ti hoy.

Desafío Semana 6 : mirando hacia atrás en este estudio, comprométete a hacer un cambio en tu vida ahora mismo, algo que te ayude a pelear en contra de tus temores y ansiedades. Escríbelo en tu diario devocional para que puedas recordarlo siempre. Pongamos la Palabra de Dios en acción en nuestras vidas… no solo leyendo la verdad de Su Palabra, sino VIVIENDO ESA VERDAD!!!

_____________

Semana 6- Versículo a Memorizar

2 Replies to “Y después de la batalla… ¡sigue firme!”

  1. AMA a Dios grandemente ha sido, un tremenda ayuda para mí. Que Dios les siga usando. Bendiciones 

    Enviado desde Yahoo Mail para iPad

    El lunes, junio 1, 2020, 8:47 a. m., Ama a Dios Grandemente escribió:

    #yiv5218177836 a:hover {color:red;}#yiv5218177836 a {text-decoration:none;color:#0088cc;}#yiv5218177836 a.yiv5218177836primaryactionlink:link, #yiv5218177836 a.yiv5218177836primaryactionlink:visited {background-color:#2585B2;color:#fff;}#yiv5218177836 a.yiv5218177836primaryactionlink:hover, #yiv5218177836 a.yiv5218177836primaryactionlink:active {background-color:#11729E !important;color:#fff !important;}#yiv5218177836 WordPress.com | Ama a Dios Grandemente posted: “Soy una madre de tres hijos.Cuando eran pequeños, por más que les dijera que fueran amables y compasivos, ellos encontraban la manera de recordarme que Dios los había hecho NIÑOS.En su mundo, los palitos se convertían en espadas. Las tapa” | |

  2. Saludos ! Dios puso este estudio a mi alcance para que pueda luchar la gran batalla de la fe. Y aunque el enemigo ha hecho su parte para que yo lo llevara a cabo día a día y semana tras semana. Ya lo tengo completo. Y voy a luchar contra el mal para tener todas las herramientas que necesito para ganar esta batalla. Así me ayude Dios. Gracias anticipadas. Su hermanita en la fe. En las mañanas daré gracias y le preguntaré a Dios que es lo que tu anhelas que yo lleve a cabo durante el día De hoy y en la noche hacer un examen de conciencia y pedir perdón por algún momento del día en que no haya vivido una vida de verdadera cristiana 24/7. Cristiana( vivir cómo vivió Cristo ) cada día. Y comprometerme con Cristo, al día de mañana, hacerlo mucho mejor. Hasta que me convierta en una cristiana católica, apostólica y romana 24/7 durante los días que me quedan de vida. Así me ayude Dios. ❤️🙏🏼🔥🙏🏼❤️

Leave a Reply to ROSAIDA TORRES Cancel reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Google photo

You are commenting using your Google account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

Connecting to %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.