El engaño de la ignorancia.

WK 01-05_preview

 

¿Has escuchado la expresión “lo que no sabes, no puede hacerte daño.” o “la ignorancia es felicidad.”?. Estoy segura de que muchas de nosotras, sí. Es la creencia de que si no estamos enteradas de algunas cosas, entonces no tenemos que preocuparnos por ellas, no tenemos que enfrentarlas o no tendremos que salir lastimadas por ellas. Pero al ignorar o estar sin la información sobre algunas cosas nos puede llevar a tener varios problemas.

 

Si un niño ignora los peligros de los autos en la carretera, seguramente estará jugando en la calle sin poner atención. Si las mujeres ignoran los peligros de fumar durante el embarazo, ellas podrían causar daño a los bebés en esta etapa. La ignorancia puede causar temor, preocupación, peligro o incluso muerte.

 

En nuestro estudio, estamos hablando sobre el peligro de creer las mentiras y reemplazar la verdad con ellas, pero para hacerlo debemos entender de donde provienen esas mentiras y uno de los lugares de donde provienen es nuestra propia ignorancia.

 

Muchas de nosotras estamos ignorando lo que el mundo cree y aún peor ignoramos la verdad de la Palabra de Dios. La ignorancia de la Palabra de Dios puede llevarnos a creencias erradas, una Fe débil, corazones fríos y pecados en muchas variedades. Dios nos llama a conocer y a creer en Su Palabra para que podamos erradicar de nuestras vidas las mentiras.

 

 

1.Dios nos llama a conocer la Verdad

En el Antiguo Testamento, los sacerdotes estaban llamados a hacer un sacrificio por aquellos que cometían pecados por ignorancia (Levítico 4). Dios esperaba que Su pueblo conociera la Verdad, ya que era la única manera en la que los protegía de caer en el pecado( Salmo 119:11). ¿Cuántas veces hemos hecho cosas que resultan mal debido a nuestra ignorancia?

Si te soy honesta, estar ignorante me hace las cosas más fáciles algunas veces. Pero por más difícil o incómodo que sean algunas verdades, hemos sido llamadas a conocer la Verdad que Dios ha escogido revelarnos. Algunas cosas en Su Palabra son más fáciles de entender y otras mucho más difíciles. Tu Biblia debe ser tu guía diaria para conocer y amar a Dios y a la Palabra que Él nos quiere presentar. De esa manera estarás con herramientas para descubrir las mentiras que tratan de colarse en tu diario vivir.

 

 

2.Él nos llama a creer la Verdad

No solo necesitamos conocer cuál es la Verdad, necesitamos creerla. Una cosa es conocerla en nuestros cerebros y otra muy diferente creerla en nuestros corazones. Si creemos en algo, podemos pararnos firmes en ella y defenderla incluso hasta la muerte.

La Verdad de la Palabra de Dios se ha vuelto cada vez menos popular, pero es más fácil seguirla y amarla cuando la crees en tu corazón. Cuando nos encontramos con las mentiras, estaremos preparadas a pelearlas solamente si creemos que lo que Dios dice es la Verdad. Si no, estaremos peleando a media fuerza y eventualmente las mentiras ganarán.

 

 

3.Dios nos llama a probar y a testificar

En la 1 Tesalonicenses 5:21 se nos anima a “examinar todo y aferrarnos a lo que es bueno.” Debemos estar constantemente revisando lo que aprendemos y compararlo con la Verdad de la Palabra de Dios, para asegurarnos que lo que va a nuestros cerebros y posiblemente penetrando en nuestros corazones es la Verdad.

¿Que estas escuchando en la televisión? ¿Cuáles son los pensamientos y las ideas populares en el mundo? Solo porque la mayoría cree algo no quiere decir que sea correcto o verdadero. Es más, la verdad es usualmente poco popular. Usa lo que aprendes en las Escrituras para identificar y eliminar las mentiras que se esconden en nuestras vidas.

Hemos sido llamadas a ir más allá de nuestras propias vidas y señalar las mentiras que encontramos en nuestras comunidades, en el mundo y posiblemente en las vidas de nuestros amigos. Esto necesita mucha sabiduría, tacto y mucha oración.

 

La ignorancia no es felicidad. La ignorancia nos lleva a pecar, sea por accidente o a propósito, al final nos traerá miseria. La Palabra de Dios es la Verdad porque es la Verdad de Dios y ella nos traerá paz.

 

“En mi corazón he guardado tus dichos, Para no pecar contra ti.”

‭‭Salmos‬ ‭119:11‬ ‭

 

Mirando a Jesus,

Advertisements

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

Connecting to %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.