Vivir es Cristo

Podría parecer que Pablo estuviera cansado de su vida y deseara la muerte. La vida ciertamente no era buena para él. Fue perseguido, sufrió un naufragio, fue golpeado, vivió en pobreza y fue encarceldo. Pero Pablo no quería escapar de su vida. Estaba feliz de vivir poeque no vivía solo ni vivía sin razón. Pero tampoco tenía miedo de la muerte. La muerte terminaría con su sufrimiento y lo pondría cara a cara con el Único por el que había sufrido.

Vivir es Cristo

Como cristianos, nuestras vidas están unidas a Dios. Nuestro aliento diario viene de Él (Hechos 17:25), nuestra salvavión se encuentra el Él, toda la gracia y el poder de superar el pecado y la tentación descansan en Él. Su Palabra es la regla y la guía para nuestras vidas y Su reino es nuestra herencia. El verdadero gozo se encuentra en Él. Él da sabiduría a los que la puden y escucha cada petición que ponemos ante Él.

Vivir es Cristo.

Así que necesitamos preguntarnos a nosotras mismas…¿Vivo de una manera que es digna del evangelio? (Filipenses 1:27) ¿Estoy agradecida y gozosa? ¿Estoy dispuesta a pasar tiempo con este maravilloso Salvador que no retiene nada para Sus hijos? (Salmo 48:11) ¿Me mantengo firme durante los días malos por quien sostiene mi vida? ¿Estoy viviendo una vida centrada en  Cristo?

Morir es ganancia

 

Si tu vida está en Cristo, entonces tu muerte significará ganancia.

No puedes perder. Vivir significa que verás a Dios obrar en tu vida, restaurar Su imagen en ti, prepararte para Su reino eterno. Mientras vivamos, seremos parte de la historia de redención de Dios. Pero la vida es complicada.

La muerte significa el final de nuestra miseria, tristeza, dificultades y dolor y marca el comienzo de el gozo inagotable, de una alabanza indescriptible, de relaciones perfectas y de una vida ante Cristo.

La muerte es el resultado del pecado. Pero por la obra de Cristo en la cruz, la muerte se convierte en una puerta a través de la cual entramos en los brazos amorosos de nuestro Dios. De la misma manera que la muerte no venció a Jesús, no puede destruirnos a nosotras.

Vivir es Cristo y morir es ganancia debería ser la verdad que trae consentimiento a nuestros días y paz a nuestras noches.

Mirando a Jesús,

Jen

 

Anuncios

6 Replies to “Vivir es Cristo”

  1. Pablo fue un hombre de Dios valiente y decidido,vida digna de imitar en este tiempo creo no tener miedo a la muerte pero no con esa conviccion que tenia Pablo,esta porcion de la palbra me ayuda a reflexionar que debo buscar esa mediada en el Señor,un abrazo y bendiciones hna.

  2. Necesito apoyo en oración ✋ por mi matrimonio y por mis hijos. En estos momentos estamos separados y mi esposo tiene al niño mayor y yo al chico. Ambos estamos sin trabajo. Que Dios abra camino y bendiga nuestras manos. Amen

    1. Amen. Claudia Dios te bendiga cada día más. Declara la palabra: Hechos 16:31, cree en el Señor Jesucristo y serás salvo, tú y tu casa. Josué 24;15 Mi casa y yo te serviremos. Ve a la presencia de ese Dios maravilloso, revisa dentro de ti, a veces sólo vemos los errores de nuestros esposos y no vemos los nuestros.Te lo digo por experiencia propia, cada día declaro la palabra, confiando plenamente en nuestro Padre que mi esposo va a llegar a los pies de Cristo, igual que mi hijo mayor, Ellos están apartados, pero se que ellos están bajo la promesa porque Dios asi lo dice en su palabra.Ve donde Papá, así como dijo el Salmista, en el salmo 51:17, un corazón contrito y humillado el Señor no desprecia. Recuerda lo que dice proverbios 14:1. La mujer sabia edifica su casa, más la necia con sus manos la derriba. Somos llamadas a ser sabias, pero muchas veces actuamos como necias, lo que más le agrada a nuestro Padre es que vayamos con un corazón dispuesto y le digamos, Señor hazme de nuevo, quiebra mi corazón, Tú eres mi alfarero, soy barro en tus manos, formame como tú quieras…Animos Claudia, animos en Cristo. Todo lo podemos en Cristo que nos fortalece. Un fuerte abrazo.

  3. Saludos y bendiciones para todos. Muy buena palabra. Quiero compartir con ustedes algo que el Espíritu Santo ha revelado a mi vida compartiendo con Mi Pastor y mis hermanas de la Iglesia, esa muerte también se refiere a la muerte espiritual. Cuando morimos al yo, al ego, al orgullo, a la altivez, a toda obra de la carne, que están descritos en Galatas 5:19-21 y nos llenamos de los frutos del Espíritu Santo, Galatas 5;22-23. Cuando vamos a la presencia de Dios, leemos su palabra, y nos sometemos a su voluntad, cuando Jesús entra a nuestras vidas, morimos para vivir, para vivir en Cristo, así como dijo el Ápostol Pablo: Ya no vivo yo, más Cristo vive en mí.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s