No estás demasiado lejos

S01D3

Tomé su barbilla en una mano y le hice mirarme a los ojos.

Dios todavía te ama, amigo. Nunca dejará de amarte.

Este muchacho tiene dificultades para recordar eso. Su pecado está siempre delante de él, esa espina en su costado que tiene el potencial de ser su mayor don cuando lo canaliza en el camino de Dios. Pero hombre, esa delgada línea. A veces sólo toma una fracción de segundo para que sus pasiones se descarrilen y lo lleven por un camino que él desearía no haber transitado.

A mí también, muchacho. Yo también.

Pero oh, cómo ama a Jesús. Es el mismo que encontré llorando en medio de la noche, ni enfermo ni asustado, sino llorando porque no podía superar la cruz y lo que Jesús había hecho por él. Jesús murió por él, el que ama tanto y vive tan apasionadamente, pero siente que se equivoca tan a menudo.

Necesitas saber que lo entiendo, amigo. No eres sólo tú …

Necesita oír que Dios no está buscando perfección. Está buscando un corazón completamente entregado. Jesús no vino sólo para los asesinos y ladrones. Vino por los orgullosos, los chismosos, el amante del dinero, y por cada último pensamiento y motivo oculto que nos hace temblar al pensar en que sea expuesto. Él vino por los que pensaban que sólo lo necesitaban de lejos.  Para los que pensaban que con suficiente esfuerzo podrían conseguirlo por su cuenta.

Puedes dejar de esforzarte, hijo.

En lugar de eso… permanece.  Recuerde que no se trata de lucir perfecto. Se trata de exponer nuestra necesidad de Su solución perfecta. Podemos buscar y tratar de mirar en un millón de otros lugares, pero nada más nos satisfará nunca como Jesús. Él ama como ningún otro, Él perdona como ningún otro, Él provee paz y esperanza, gozo y libertad como ninguna otra persona. No más agotamiento en tu propia fuerza, muchacho. Póstrate cerca  y descansa en el abrazo de Aquel que ya lo ha hecho todo.

Escucha muchacho, no estás demasiado lejos.

No te atrevas a escuchar esas mentiras. La misericordia de Jesús transforma lo que el mundo llama demasiado roto. Su gracia se desborda, suavizando los bordes ásperos y canalizando nuestras espinas en gran propósito y humilde servicio para Él…  si lo permitimos. Su poder equipa a los débiles y fortalece a los cansados ​​para la tarea. Dios usa lo más improbable porque nuestras historias revelan Su gloria.

Así que hijo, convierte tu orgullo en alabanza.

Nunca será sobre rendimiento. En lugar de eso, que tu vida sea marcada por la adoración de Aquel que nos llamó de las tinieblas a Su luz admirable. Digno es ese  Cordero – Amigo de pecadores; El que te rescató y te refinó; El que nunca, nunca cambia. Abraza Su gracia asombrosa, y luego haz de Él el héroe de tu historia.

“Agradezco al que me ha dado fuerza, Cristo Jesús nuestro Señor, porque me juzgó fiel, nombrándome a su servicio,  aunque antiguamente fui blasfemo, perseguidor e insolente oponente. Pero recibí misericordia porque había actuado ignorantemente en la incredulidad,  y la gracia de nuestro Señor se desbordó por mí con la fe y el amor que están en Cristo Jesús “( 1 Timoteo 1: 12-14).

Amiga, ahora es tu turno.

No estás demasiado lejos. Oh no. De hecho, estás comenzando…

A sus pies,

Whitney

Traducido por Joanna Pérez de Merino

 

Guardar

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s